domingo, 17 de julio de 2016

Escocia, parte 1: Bass Rock





¡Hola a todos!

Después de un tiempo de desconexión, aquí os traigo la crónica, dividida en partes, de un estupendo viaje a Escocia. No era mi primera vez allí, pero cuando fui, hace 6 años, no tenía la pasión ornitológica que ahora tengo.

Tras aterrizar en Edimburgo, me dirigí hacia el que sería mi primer destino: North Berwick, que es el punto de partida más conocido para alcanzar Bass Rock.


Playa de North Berwick, y Bass Rock al fondo.

Bass rock es una isla de origen volcánico situada a unos 5 km de la costa. Fue definida en su día por Sir David Attenborough como una de las maravillas del mundo natural. ¡Y doy fe de ello! En esta pequeña isla se alberga la mayor colonia de alcatraces del mundo, unos 150000 ejemplares. De hecho, el nombre en latín del alcatraz atlántico, morus basanus, proviene de aquí. La isla desde lejos puede verse completamente blanca, tanto por la cantidad de aves como de excrementos.

Detalle de la isla

Hay dos opciones para llegar a Bass Rock desde North Berwick: la empresa Sula boats trips, que ofrece salidas un poco más económicas (15 libras), pero el barco es un pelín más lento, la ocupación es mayor y solo se visita Bass Rock y la isla de Craigleith. Yo elegí la otra opción, la empresa Seabirds Seafari, que ofrecía un tour por tres islas de una hora y cuarto, a un precio algo más alto (25 libras), en una lancha de alta velocidad. La experiencia fue muy divertida, y la empresa nos suministró todo el equipo necesario para el viaje. Ahora, como fotógrafo, debo decir que quizas hubiera sido mejor tomar la primera opción, ya que los salpicones eran una constante, siendo un agobio continuo resguardar cámaras y  prismáticos del agua que llegaba de todas partes. ¡Acabé el viaje hecho una sopa!

Tuve un par de horas de espera por la zona antes del embarque, así que aproveche para disfrutar de lo que por allí se movía.¡Ya en la misma playa tuve el placer de hacer varios bimbos!


Lavandera blanca enlutada - Cuereta blanca endolada - Ballerina nera - Pied wagtail - Motacilla alba yarrellii


Eider común - Èider - Edredone comune - Common eider - Somateria mollissima  

Gaviota sombría - Gavià fosc - Zafferano - Lesser black-backed gull - Larus fuscus

Bonita escena de ceba a los "pollos", que no paraban de reclamar comida detrás de sus padres.

Corneja negra - Cornella - Cornacchia - Carrion crow - Corvus corone


Gaviota argéntea europea - Gaviá argentat de potes roses - Gabbiano real nordico - Herrin gull - Larus argentatus

Llegada la hora, me acerqué al Scottish Seabird Center, desde donde salía mi barco. 


Por varios sitios del pueblo podían verse decoraciones con motivo ornitológico





Una vez allí, ¡comenzó el espectáculo! Primero nos acercamos hacia las islas de Lamb y Craigleith. Durante la travesía ya comenzamos a ver las primeras aves:


Arao común - Somorgollaire - Uria comune - Guillemot - Uria algee

Alca común - Gavot - Gazza marina - Razorbill - Alca torda

¡Mi primer frailecillo!

Frailecillo - Fraret - Pulcinella di mare - Puffin - Fratercula artica

La foto esta desenfocada, pero deja ver la cercanía con la costa de las aves
Y al llegar a las islas...


Eider macho, con el plumaje venido a menos

Los cortados rebosaban vida.



Gaviota tridáctila - Gavina de tres dits - Gabbiano tridattilo - Kittiwake - Rissa tridactyla

Arao con alca común.

Ostrero - Garsa de mar - Beccacia di mare - Oystercatcher - Haematopus ostralegus

Fue simplemente espectacular. Cada rincón de la isla ocupado por un ave nidificante, entre frailecillos, alcas, araos, gaviotas de varios tipos, cormoranes moñudos, etc. Todo un disfrute...Pero lo mejor estaba aún por llegar:

¡Bass Rock!



¿No os suenan los colores de este faro?

Alcatraz atlántico - Mascarell - Sula bassana - Northern gannet - Morus bassanus


Un momento único. Es difícil olvidar la mezcla de sensaciones, olores, sonidos, colores, que se suceden en medio de miles y miles de estas aver. Se me pasó en un suspiro, me hubiera quedado allí horas observando y fotografiando. Miraras donde miraras, solo se veían alcatraces yendo y viniendo con algas en la boca, imagino que para el mantenimiento del nido. Os dejo un pequeño vídeo que espero que pueda haceros llegar una pequeña idea del momento:


Y ya, de vuelta a la costa, solo me quedaba volver a Edimburgo para reencontrarme con Erica y proseguir (o más bien, empezar) nuestro viaje por Escocia. 

¡Espero que os haya gustado! Si es así, no dudéis en leer las siguientes entradas, que esto ha sido solo la punta del iceberg. 

¡Muchas gracias y hasta pronto!




8 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Gracias, Sergio! Me acordé mucho de ti y de de como hubieras gozado con la cámara por estos lares.

      Eliminar
  2. Un buen momento imagino entre otros tantos el vivido con los alcatraces como bin deja entrever el video. Me encantan los alcatraces son espectaculares cuando pescan sobre todo
    un saludo
    Javi

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Fco. Javier! Si te gustan los alcatraces, allí hubieras disfrutado un rato! Un saludo y gracias por pasar y comentar!

      Eliminar
  3. Que xula la colònia!!! I poder veure un fraret! =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Xulisima! Un entorn espectacular. I amb respecte als frarets, et recomano que miris la tercera entrada que hi faré...no tindrá desperdici!

      Salut i gracies per passar i comentar!

      Eliminar
  4. Menudo viaje que te has pegado Jesús, que envidia. Unas fotos fantásticas, me han gustado sobremanera las de los alcatraces y la roca, la primera parece un cuadro, una pasada. Un fuerte abrazo desde Cantabria.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Germán! La verdad es que fue una pasada. Ya estoy deseando repetir.

      Me alegro de que te hayan gustado las fotos!

      Un abrazo desde Barna!

      Eliminar